Instituto Geográgico Nacional  - Centro Nacional de Información Geográfica
facebook   twitter   youtube

Parques Nacionales interactivos de España

  • Comunidad de Galicia

  • Asturias, Cantabria y Castilla-León

  • Comunidad de Aragón

  • Comunidad de Cataluña

  • Comunidad de Extremadura

  • Comunidad de Madrid y Castilla-León

  • Comunidad de Castilla – La Mancha

  • Comunidad de Castilla – La Mancha

  • Comunidad de Islas Baleares

  • Comunidad de Andalucía

  • Comunidad de Andalucía

  • Comunidad de Canarias

  • Comunidad de Canarias

  • Comunidad de Canarias

  • Comunidad de Canarias

Teide (part. 3)

Aguilles d' AmitgesCrater del Teide con turistas al fondo

El cráter del Teide es un cono de 80 metros de diámetro que alcanza una altura de 3.718 metros, convirtiendo al volcán en la montaña más alta de España y de los archipiélagos atlánticos. La erupción más reciente de la Isla de Tenerife tuvo lugar en 1909 fuera del parque nacional. Aunque el volcán Teide ha mostrado actividad en diferentes ocasiones, en la actualidad parece encontrarse en estado de latencia, como anuncian las fumarolas que surgen del cráter. Son emanaciones gaseosas que pueden alcanzan los 100º C. En su composición predominan el vapor de agua y el dióxido de carbono, junto a ciertos compuestos azufrados, que al cristalizar, otorgan a las zonas de salida de gases un característico color amarillo-verdoso, donde queda depositado.

Fumarolas y azufre tapizan el cráter del Teide, y se observan muy de cerca si se asciende a la cumbre. Desde mediados del siglo XVI hasta principios del XX, en el pico del Teide se realizaban la extracción de azufre y de hielo, cuando nevaba.

El Teide es un colosal testigo pétreo y vivo de la historia de Tenerife y en tiempos se creyó que era la cima más alta del mundo. No siempre ha tenido el mismo aspecto. Hace dos mil años tenía menos altura, color más claro y terminaba en forma redondeada. Durante la Edad Media tuvo lugar una erupción que duró varias décadas y el Teide alcanzó su altitud actual. Los últimos episodios eruptivos importantes ocurrieron a finales del siglo XVIII, en la cara oeste.

Parques Nacionales de España

Colaboran: